Los beneficios de tomar café


El café es por excelencia la bebida mas consumida en el mundo y a pesar de tener su origen en Etiopía, el café es consumido en gran parte por la sociedad occidental.

¿Existe alguna razón por la cual nosotros los occidentales nos apropiamos el consumo de café en nuestra sociedad y nuestro día a día? Pues probablemente no… puede ser que simplemente nos parezca una bebida deliciosa… Sin embargo, acá les daremos una serie de beneficios que trae el consumo de café para observar un posible motivo por el cual nos encanta tomar café.

  • Nos ayuda a quemar grasas

La cafeína como compuesto, por alguna razón, esta presente en gran variedad de bebidas para adelgazar. Esta es una de las pocas sustancias naturales que ayudan a la quema de grasas.

  • Disminuye el riesgo de padecer diabetes

La diabetes de tipo 2, la más frecuente, puede prevenirse con unos hábitos de vida saludables, normalmente alimentación y ejercicio.

Se dice que la gente que consume café tiene un riesgo entre un 23 y un 50% menor de padecer diabetes.

  • Protege el hígado de padecer cirrosis

La cirrosis, es una de las enfermedades más comunes que se presentan en el hígado, íntimamente relacionada con el alcoholismo. Combinar las plegarias con una taza de café no te va a liberar de padecer la dolencia si no bebes con moderación. Sin embargo, estudios hablan de que parece que la gente que bebe más de 4 tazas de café al día tiene un 80% menos de posibilidades de padecer la dolencia.

  • Puede reducir el riesgo de sufrir un infarto

Se sabe que la cafeína es un compuesto que aumenta la presión sanguínea, sin embargo, esta no aumenta el riesgo de desarrollar una enfermedad cardiovascular, por el contrario, estudios hablan de que previene la posibilidad de sufrir un infartos.

  • Nos mantiene alerta

Entre los elementos psicoactivos del mundo, la cafeína es el mas consumido. Solamente consumir una taza de café hace que aumenten otras sustancias como la dopamina o la norepinefrina, que aceleran la actividad cerebral. Esto se traduce en que una taza o varias a lo largo del día, reducen la sensación de cansancio, y así mismo proveen al cuerpo de cierta energía que normalmente usamos para no dormirnos en las noches y poder alargar nuestras jornadas sin sentir sueño.